Un colombiano entre ’24 Davids’, que están cambiando el mundo

Juan David Aristizábal
Juan David Aristizábal, un joven colombiano, que ha sido reconocido por la revista Forbes como uno de los menores de 30 años más influyentes a nivel mundial. Fuente: FTI Consulting.

Los Encuentros Internacionales del Documental de Montreal (RIDM, por sus siglas en francés) se consideran el espacio artístico por excelencia de proyección de documentales en temas sociales, políticos y ambientales. Montreal es una de las ciudades más importantes en la producción y distribución de cine documental y su misión, a través de los RIDM, es ofrecer un foro propicio para el surgimiento de nuevas miradas y presentación de perspectivas innovadoras.

Un singular documental canadiense con eco en Colombia

En la apertura del vigésimo encuentro, que se llevó a cabo entre 9 y 19 de noviembre de 2017 con una selección de 142 películas provenientes de 47 países, se presentó el documental 24 Davids, en el que la cineasta y artista visual quebequense Céline Baril, explora la vida de 24 seres humanos excepcionales de tres continentes. Desde cosmólogos hasta recicladores, quienes “juntos construyen un ecosistema lúdico de ideas que impactan a cada esfera del conocimiento y llevan consigo el poder de transformar radicalmente”. El colombiano Juan David Aristizábal es uno de los protagonistas.

Juan David Aristizábal nació en la ciudad de Pereira, y ha sido reconocido por la revista Forbes como uno de los menores de 30 años más influyentes a nivel mundial. Aristizábal ha dedicado su vida al emprendimiento social, el liderazgo y la academia en Colombia. Actualmente, dirige el movimiento ciudadano Todos por la Educación, con el que busca movilizar sectores de la sociedad para que la educación sea una prioridad nacional sin importar filiación o visión particular. Además, lidera el Centro de Liderazgo del CESA (Colegio de Estudios Superiores de Administración), donde también ejerce como catedrático.

El documental, que dura dos horas y 12 minutos, se presentará en la Cinémathèque Québécoise, desde el 2 de febrero del 2018. Llevará a sus espectadores por Norteamérica, América Latina, Europa y África a conocer a David. Una apuesta, que invita a sus espectadores a unirse a una conversación global, acerca de lo que nosotros podemos hacer por la sociedad y nuestro planeta.

Publicidad